Hashem sana a los de corazón roto y venda su tristeza

Hashem sana a los de corazón roto y venda su tristeza

"Uno debe siempre alabar al Creador y luego rezar"
(Berachot 32)

Eso nos muestra, que uno debe de creer que cuando una persona llega el estado, en que siente que sus fallas en el trabajo del Creador están incrementando, siente que su Emuná (Fe) no es como debería de ser, esto es tener la habilidad de creer que el Creador es Benevolente.
Y éste sentimiento surge, cuando ve que no puede dar las gracias al Creador y decir sinceramente: Bendito Sea Aquel que dijo: "Que haya un mundo" es decir, que ésta persona disfruta tanto de éste mundo, que agradece al Creador por haber creado el mundo, para que él, tenga algo con qué disfrutar.
Si no siente el bien y el placer que hay por recibir, es difícil para él estar agradecido por ello, y le duele no poder alabar al Creador por el mundo que Él ha creado, y decir sinceramente: Bendito Sea Aquel que dijo: "Que haya un mundo"

Y esa carencia le duele a la persona, o sea, que él dice que ese sentimiento debe haber llegado a él, porque está alejado del Creador, es decir, porque está inmerso en el amor propio. Y ésto le provoca separarse del Creador, lo que significa que no siente la grandeza del Creador debido a que el Creador se oculta de él.

Y por lo tanto, no puede ver la verdad, tal como está escrito: "Pues es tu vida y la extensión de tus días"
Y tampoco puede sentir la importancia de la Toráh, tal como está escrito: "Pues ésta es tu sabiduría y tu comprensión, ante los ojos de las naciones, que escucharán todas éstas leyes y dirán: "Esta gran nación es ciertamente un pueblo sabio y versado"

Cuando la persona se evalúa, concluye:
"Dónde está ese entusiasmo del que hablan las naciones acerca de nosotros? Cómo está escrito:
"... ciertamente un pueblo sabio y versado, que somos por la fuerza de la Toráh, porque observamos lo que está escrito: "Observa y cumple, pues ésta es tu sabiduría y tu comprensión ante los ojos de las naciones" Entonces, ¿Por qué no siento la importancia de la Toráh y las Mitzvot?"

En éste estado de reflexión, cuando la persona siente cuán alejada está de cualquier importancia por el trabajo del Creador, y comienza a despertar y pensar:
"Algo debo hacer! No puedo estar en éste estado de bajeza durante el resto de mi vida"
Ciertamente, éste es el momento en el que una persona comienza a rezar al Creador, para que lo acerque a Él y lo ayude desde Arriba como nuestros sabios dijeron: "Aquel que viene a purificarse recibe ayuda"

En otras palabras que el Creador quite de él esa ocultación de la grandeza y la importancia de la Kdushá (Santidad y la Pureza), para poder vencer todos los pensamientos y deseos bajos que llegan desde el amor propio.
Y que todas sus preocupaciones sean solamente, sobre lo que puede hacer por la Kdushá, llamada: "Para otorgar satisfacción a su Hacedor" y ciertamente eso sólo puede hacerse en la medida en que cree en la grandeza e importancia del Creador, por lo tanto la persona pide del Creador que le abra los ojos, para que vea y sienta la grandeza e importancia del Creador, como está escrito en Tehilim- Salmos 88:
"Señor por qué abandonas mi alma?, por qué me ocultas tu rostro?"
Y entonces se transforma en una plegaria que fluye desde el fondo del corazón, y en ese momento la persona quiere que el Creador sane su corazón, tal como está escrito:

"Él sana a los de corazón roto y venda su tristeza." (Tehilim 147)

Entonces la persona probablemente pensará que el despertar del rezo, lo acercará al Creador, y que esto proviene de sí mismo, y espera la salvación del Creador y que Él lo ayude con recibir y conceder su plegaria, es ésto lo que lo llevará y lo acercará hacia el Eterno, puesto que está rezando ahora, porque ahora siente su carencia lo cual no lo sentía antes.
(Basado en las enseñanzas de Rabash, Rabí Baruch Shalom HaLevi Hashlag)



El Jardin de Breslev te recomienda:

 

 


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados